Contact us

Blog
te verde en nuestro cuerpo

¿Sabes cómo preparar la taza perfecta de té verde?

taza perfecta de te

Tal vez has probado el té verde y no fue de tu agrado, es demasiado fuerte, demasiado pastoso o incluso amargo. Bueno, tal vez solo necesitas un mejor método de elaboración. 

La taza perfecta de té verde es sabrosa, no demasiado amarga, y una que enamore a tu paladar. Elaborar esta bebida no tiene que ser complicado, pero hay algunas cosas a considerar si quieres poder apreciar completamente este delicado té.

¿Quieres comprar té verde y cola de caballo?

¿Cómo elegir el té?

Este tutorial es para una taza perfecta de té verde. Aunque todos los tés verdes tienen algunas cosas en común, hay muchas variables: tipo de té, tamaño y forma de la hoja, temporada de cosecha, etc. y, por lo tanto, no existe un estándar para la elaboración de té verde. 

Considera este post como una guía, y luego siga tu propio instinto y gusto. Es preferible medir en peso porque las hojas de té vienen en diferentes formas y tamaños. Si deseas medir por volumen, comienza con 1 cucharadita. Para hojas más grandes, es posible que desee utilizar hasta 1 a 2 cucharadas.

¿Cómo debe estar el agua para la taza perfecta de té?

El agua que usas es tal vez tan importante como las hojas de té. Ya sea agua de grifo, filtrada o de manantial, debe tener buen sabor. Evita el agua destilada, que puede tener un sabor plano. Comienza con agua fresca y fría que no haya sido hervida previamente.

Calentar el agua a la temperatura óptima extraerá el equilibrio correcto de aminoácidos, que aportan sabor y dulzura, y taninos, que a su vez, dan ese amargor y astringencia. 

Si la temperatura del agua es demasiado baja, es posible que no extraiga toda la gama de sabores. Si la temperatura es demasiado alta, el té tendrá un sabor excesivamente amargo y astringente.

Dependiendo del té en particular, la temperatura ideal puede oscilar entre 160 ° F y 180 ° F, que puedes medir con un termómetro, o simplemente observando el agua antes de que rompa a hervir.

Tiempo de remojo del té

La cantidad exacta de tiempo dependerá del té y las preferencias personales. Las hojas pequeñas generalmente se infunden más rápidamente que las hojas grandes. Es posible que desees probar el té en la marca de un minuto y luego cada 30 segundos.

Preparar la taza perfecta de té verde

Ingredientes:

  • 6 onzas agua, y más si se precalienta la olla o la taza.
  • 2 gramos o aproximadamente 1 cucharadita de té verde de hojas sueltas.

Utensilios:

Preparación:

  • Coloca el agua en una tetera y caliéntala a 160 ° F a 180 ° F. Sucesivamente, pon a hervir el agua y déjala reposar hasta que se enfríe a la temperatura correcta. 
  • Si no tienes un termómetro para medir la temperatura específica, calienta el agua a punto de ebullición. Tradicionalmente, los tés verdes japoneses y los tés de primavera se preparan a temperaturas más bajas (160 ° F a 170 ° F) y los tés verdes chinos estándar a temperaturas más altas (170 ° F a 180 ° F).
  • Vierte una pequeña cantidad de agua hirviendo en la olla o taza. Cuando la olla o la taza estén calientes, vierta el agua.
  • Mide las hojas de té: usando una balanza, mida 2 gramos de hojas de té. Alternativamente, mida 1 cucharadita de hojas de té.
  • Coloca las hojas en la tetera o taza, ya sea directamente o en un infusor.
  • Vierta el agua sobre las hojas de té.
  • Coloca la tapa sobre la tetera, o si usas una taza, cúbrela con una tapa o un platillo pequeño.
  • Remoje el té: Dependiendo de la variedad en particular, el té debe reposar de 1 a 3 minutos. Las hojas pequeñas generalmente se infunden más rápidamente que las hojas grandes. Establezca un temporizador por 1 minuto. Prueba el té en 1 minuto y luego cada 30 segundos hasta que sea de tu agrado.
  • Tan pronto como el té esté listo, retira las hojas levantando el infusor o vertiendo el té a través de un colador.

 

Déjanos tus comentarios